POSICIONAMIENTO 03/2018 DEL CONSEJO DE LA CEDH

27 abril, 2018

  • posc 3

    POSICIONAMIENTO CON RELACIÓN A LA TORTURA DEL MENOR DE EDAD JOSÉ ANTONIO FLORES EN LOS SEPAROS DE LA POLICIA MUNICIPAL DE CIUDAD VALLES, SAN LUIS POTOSÍ
    Desde el Consejo de la Comisión Estatal de Derechos Humanos cuestionamos y señalamos de forma contundente los actos de tortura perpetrados en contra del adolescente José Antonio Flores y del joven de 19 años que le acompañaba, realizados por elementos de la policía municipal en los separos de la Policía Municipal el día 14 de abril de este 2018 y que a raíz de estos José Antonio perdiera la vida.
    La Declaración Universal de Derechos Humanos, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, así como la Convención de los Derechos de la Infancia; reconocen como una prohibición, que ninguna persona debe ser sometida a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes. Los instrumentos internacionales de derechos humanos han sido claros en especificar que estas prácticas no deben ser permitidas ni toleradas en ninguna circunstancia, además es obligación de los Estados parte crear las condiciones para prevenir y erradicar estas conductas.
    José Antonio Flores fue detenido junto con su acompañante, en un domicilio del municipio de Ciudad Valles en San Luis Potosí, en el que presuntamente habían ingresado sin permiso, donde los policías abrieron a patadas la puerta del baño, los tiraron al suelo, los patearon, los golpearon con los puños por aproximadamente media hora, para posteriormente taparles la cara con su propia playera y subirlos a la patrulla para llevarles por aproximadamente 25 minutos por la ciudad esposados y donde solo lograban ver un lugar “enmontado” donde nuevamente les volvieron a golpear; posteriormente, les subieron nuevamente a la patrulla para llevarlos a la Comandancia de la Policía Municipal de Ciudad Valles donde les quitaron la ropa para mojarles con una manguera a presión donde recibieron descargas eléctricas en el área de las costillas, donde además les hicieron beber agua sucia y les obligaron a juntar las manos donde les echaron gasolina ordenando que se la untaran.
    José Antonio Flores vomitaba mientras fue víctima de tortura por lo que a las 9:00 horas del 15 de abril fue trasladado al Hospital General de Ciudad Valles para recibir atención médica donde permaneció esposado y a pesar de la situación los ministeriales del Hospital General lo trasladaron al ministerio público ingresándolo a celdas ministeriales donde permaneció detenido por 7 horas informándoles que quedaría en libertad.
    Por lo anterior, la Segunda Visitaduría de la Comisión Estatal de Derechos Humanos al tener conocimiento certificó las lesiones y llevando a cabo los lineamientos del Protocolo de Estambul; por otro lado, se solicitaron informes a Dirección de Seguridad y Tránsito Municipal y en vías de colaboración institucional igualmente se han solicitado informes al Director del Hospital General del Cd. Valles, al Subdirector Operativo de la Policía Ministerial de la Zona Huasteca Norte y al Subprocurador Regional de Justicia en el Estado para la Zona Huasteca Norte; en el mismo sentido, bajo el oficio 2VMP-0010/18 se han solicitado Medidas Precautorias a la Presidenta Municipal Interina de Ciudad Valles a fin de que se tomen de manera inmediata las necesarias para garantizar e derecho a la integridad y seguridad personal, propiedades y posesiones de la familia de José Antonio Flores en un ambiente de respeto a sus derechos humanos.
    En México los actos de tortura van en aumento, son utilizadas como una práctica sistemática en contra de personas que se encuentran en cualquier situación de detención vulnerando sus derechos a la integridad y seguridad personal. Así, el Comité Contra la Tortura ha documentado que “durante el período anterior a la entrega al Ministerio Público se infligen torturas y malos tratos a los detenidos con el fin de obtener confesiones forzadas y declaraciones autoinculpatorias que posteriormente son utilizadas para encubrir diversas irregularidades cometidas en la detención.”
    Con base en lo anterior, este Consejo de la Comisión Estatal de Derechos Humanos se posiciona respecto del interés superior del niño, pues la Corte Interamericana de Derechos Humanos ha reiterado que este principio regulador de la normativa de los derechos del niño se funda en la dignidad misma del ser humano, en las características propias de los niños, y en la necesidad de propiciar el desarrollo de éstos, con pleno aprovechamiento de sus potencialidades. En el mismo sentido, conviene observar que, para asegurar, en la mayor medida posible, la prevalencia del interés superior del niño, el preámbulo de la Convención sobre los Derechos del Niño establece que éste requiere “cuidados especiales”, y el artículo 19 de la Convención Americana señala que debe recibir “medidas especiales de protección”.
    Es además que señalamos que se ha violado el artículo 37 de la Convención de los Derechos del niño, pues el Estado deberá velar porque ningún niño sea sometido a torturas ni a otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes; porque ningún niño sea privado de su libertad ilegal o arbitrariamente, donde la detención, el encarcelamiento o la prisión de un niño se llevará a cabo de conformidad con la ley y se utilizará tan sólo como medida de último recurso y durante el período más breve que pudiera proceder; donde además se deberán tener en consideración las necesidades y condiciones no sólo de su edad sino de su condición de discapacidad, resguardando su integridad personal en todo momento.
    En el mismo sentido, hacemos un llamado contundente a las autoridades del Estado para que dicte medidas de protección a las víctimas sobrevivientes y sus familiares pues ninguna persona adolescente puede ser criminalizada y en consecuencia se vuelva a perder la vida a causa de actos de tortura; exigiendo justicia para las víctimas y la reparación del daño, desde donde estaremos vigilantes para que se brinden todas las providencias al respecto a todas las víctimas relacionas con este acto denigrante.
    Demandamos que el Estado como garante y a la Sociedad como coadyuvante de los derechos de cada niña, niño y adolescente pongamos al centro estos derechos en la Entidad, pues es fundamental con sentido de urgencia y centralidad proteger y restituir los derechos que le fueron negados a José Antonio Flores, con la intención de generar avances significativos en los derechos de la infancia en San Luis Potosí, para que la infancia potosina tenga el más alto nivel posible en el acceso y realización de sus derechos.
    Dado en el Estado de San Luis Potosí, el veintiseis de abril del dos mi dieciocho por el Consejo Ciudadano de la Comisión Estatal de Derechos Humanos de San Luis Potosí.
    Jorge Andrés López Espinosa. Graciela Martínez Morales. Giselle Meza Martell. Juan Refugio Granados Naranjo. Jorge Arturo Valle Haro. Ma. Guadalupe Mendiola Acosta. Karla Beneranda Martínez Contreras. Paloma Blanco López. Martín Beltrán Saucedo. Luis González Lozano.
    Organizaciones Civiles y personas que se adhieren al documento:
    Red por los Derechos de la Infancia México REDIM; Red por los Derechos de la Infancia y Adolescencia del Estado de Nuevo León; Educación Integral para la Transformación Social A.C.; Arthemisas por la Equidad A.C.; Centro Interdisciplinario para el Desarrollo Social IAP; Paso de Esperanza A.C.; Vida con Calidad A.C.; Pequeños Gigantes Mexicanos A.C.; AVANCE por los Derechos de México A.C.; Familia Digna A.C.; Pro Salud Sexual y Reproductiva A.C.; Cauce Ciudadano A.C:; Fundación Lalaxsopelik pro Derechos Humanos A.C.; Sembrar y Florecer A.C.; Cambio de Ruta A.C.; Movimiento de los niños A.C.; Aliento de Vida A.C.; Voz y Dignidad por los nuestros SLP A.C.; Convergencia de Organismos Civiles; Enfoque de Igualdad A.C.; Observatorio Ojo Ambulante; Eco de Esperanza A.C.; Educando en los Derechos y la Solidaridad A.C.; Roxana Sandval Pañaloza, Karen Yenisse Covarrubias Balderas, Alicia Vargas Ayala, Carlos Ricardo Aguilar Astorga, María del Pilar Berrios Navarro y Karla Ximena Martínez Andrade.

Contáctenos

Por favor llene los siguientes campos.
Campos requeridos marcados con*